Lo han vuelto a hacer.

marzo 11, 2009 - Leave a Response

Que los creativos de Coca Cola son unos maestros en el arte del lenguaje publicitario no es nada nuevo.  Una vez al año, como mínimo, nos regalan una obra maestra digna de merecidos elogios, a pesar de los incansables detractores de los intereses comerciales que se esconden en cualquier spot televisivo. Motivaciones económicas a parte (que las hay, siempre las hay) la marca ha vuelto a pellizcar nuestra fibra más sensible con un anuncio de producción sencilla y mensaje conmovedor, siguiendo la tónica de la “nueva publicidad” (que ya parece quedar obsoleta) iniciada en paises sudamericanos como Mexico y Argentina.

Esta vez, y como no podía ser de otra manera, el tema de la crisis económica es el leitmotiv de este spot con moraleja esperanzadora donde el hombre más anciano de España, Josep Mascaró, nos recuerda que lo importante es vivir y disfrutar, aunque sea con el cinturón apretado. La destinataria de tan razonable mensaje es una tierna niña recien nacida en representación de las nuevas generaciones que reciben el legado de un mundo complejo, combulso y a menudo poco alentador. La idea, aunque poco original, es tremendamente efectiva sobretodo en estos tiempos que corren. Siempre es reconfortante que alguien te recuerde tiempos peores y que te explique las vicisitudes pasadas que en nada quedan si las comparamos con las actuales. La crisis es amenazadora, nadie lo duda, pero es bueno saber que la naturaleza humana es tremendamente resistente y que al final todo se convierte en una mera anecdota.

Josep Mascaró, el hombre más anciano de España, nos recuerda precisamente lo único que importa en la vida, la felicidad personal y la autorealización; el estar bien con uno mismo y transmitirlo a los de alrededor. Porque al final, eso es lo que nos queda…y si sirve para vender más refrescos, pues mejor que mejor.